Un repaso a la vida

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El alma de Omar Quintana Baquerizo partió anoche de este mundo. Nació el 22 de marzo de 1944 en Quito y desde muy pequeño llegó a vivir con su familia a Guayaquil, donde construyó su historia bajo los colores, azules y plomo, del Club Sport Emelec. De hincha del equipo de fútbol eléctrico pasó a ser un destacado jugador de baloncesto; y tuvo la dicha de ser campeón en ambas disciplinas como directivo, publicó El Universo.

Quintana concedió una entrevista en octubre del 2016 a EL UNIVERSO en la que relató cómo fue vinculación al equipo de sus amores. Su pasión por el cuadro eléctrico se mostraba desde el exterior de su oficina en la Isla Mocolí, en el kilómetro 6 de la vía a Samborondón, por la luz azul que se reflejada en la puerta y las ventanas.

Las paredes de su oficina eran adornadas con réplicas de las legendarias camisetas y fotos de los equipos que conquistaron 5 títulos en el campeonato del Guayas y 14 en el torneo nacional, de los cuales 3 se lograron (1979, 2001 y 2002) con su apoyo como presidente de la Comisión de Fútbol.

Cómo se hizo hincha del bombillo

“A los 14 años vi que un tal Jorge ‘Pibe’ Bolaños (considerado por los historiadores de fútbol Mauro Velásquez Villacís (+), Ricardo Vasconcellos Rosado y Alberto Sánchez Varas como el mejor volante creativo tricolor de todos los tiempos) salía en los periódicos y me dije: ‘voy a ver a este jugador al estadio George Cawpell’. Era un fenómeno, debe ser el mejor futbolista que vi en mi vida”.

Se vistió de corto para ser basquetbolista

“Me uní a los 14 años al club porque destaqué en un intercolegial de básquet con la Academia Militar Juan Gómez Rendón de General Villamil Playas. Me vio el señor César Gamarra, directivo de Emelec, y me pidió que actúe por el equipo. Me iba a ver a Playas los martes y jueves para jugar en primera con Emelec. A los 15 años me premiaron con un reloj marca Invicta como promesa del básquet; fue una noche muy feliz”.

Brilló como deportista

Fue campeón provincial de Guayas con el Bombillo en 1961; luego de dos años dio el salto a Europa para jugar en el quinto español Estudiantes; y en 1969 fue cedido por Emelec para que actúe con LDE (Liga Deportiva Estudiantil) en el torneo Sudamericano de clubes, que fueron subcampeones.

Omar Quintana (10) con LDE

Un visionario como dirigente azul

“Como presidente de la Comisión de Fútbol tuve la idea de poner la primera publicidad en las camisetas que fue ICESA y tuve la dicha de quedar campeón en 1979, en mi primer año como directivo. Luego no tuve un buen entendimiento con algunos dirigentes, en especial con el doctor Ferdinand Hidalgo (fallecido en agosto del 2019)”.

Nace su seudónimo de ‘Caballero del Deporte’

Su distanciamiento de Emelec lo llevó a tomar el mando del club 9 de Octubre en 1982 y provocó un remezón nacional por el fichaje de Jair Ventura Filho, el gran Jairzinho, campeón mundial con Brasil en 1970. Al ‘Súper 9’ lo clasificó a la Copa Libertadores de 1984 y 1985. También apoyo al béisbol y armó poderosos elencos, siendo bicampeón provincial (1983 y 1984). Retornó al equipo de sus amores a mediados de los años noventa y fue monarca provincial varias veces con quintetos de damas y varones. Sus logros en estas disciplinas lo bautizaron como ‘El caballero del deporte’.

Gracias por tus comentarios

Carlos Cedeño Moreira

Director LatinoDeportes.Net

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *